ENTREVISTA A NICOLA TARTAGLIA

1.Eres médico especialista en sexología, ¿cuándo y por qué comenzaste a escribir? 

Siempre me gustó la escritura. En mi adolescencia leí bastante, pero, en proporción, siempre dedicaba más tiempo a escribir que a la lectura. Escribía de todo, narrativa, poesía, guiones para cine y teatro (que nunca llegaron a ver la luz).

Cuando empecé los estudios de medicina todo esto dejó espacio a los tomos de anatomía y patología. Entre los 6 años de la carrera de Medicina, 5 de la residencia en Urología y 4 de la escuela se Sexologia me pasé más de una década lejos de mis reales intereses.

En el 2015, a los pocos meses del nacimiento de mi primera hija me separé de un matrimonio que solo había durado dos años. La madre de mi hija decidió volver a su pueblo de origen en el sur de Italia, así que empezó para mí una época de constante peregrinaje. Empecé a ir a Italia dos veces al mes para estar con mi hija, y, como el pueblo donde vive no está nada bien comunicado, la mayoría de las veces tenía que coger dos vuelos y tirarme unas cuantas horas de bus; lo cual quiere decir 8 aviones y un número incalculable de horas de carretera al mes. Mucho tiempo sentado. Empezar a escribir fue entonces algo natural.

Decidí escribir sobre mis pacientes porque siempre he sacado de ellos grandes enseñanzas para poder tirar adelante. En mi consulta he conocido hombres y mujeres que, sin querer, me han enseñado a transformar el sufrimiento en rescate y crecimiento personal. Contar sus historias es una forma de darles las gracias.

2.¿Las historias que cuentas en Diario de un sexólogo son casos clínicos reales?

Sí. Realmente conocí a todos los personajes del libro. Sin embargo admito que algunos detalles de sus historias son fruto de exigencias narrativas, en otras palabras, mi imaginación. Por ejemplo, al final del capítulo 2, El médico terminal, la carta que recibo en realidad fue una email y al momento de trasponerla puede que le haya dado una revisión, según mi estilo, del contenido, pero os aseguro que no ha cambiado.

3.¿Cómo definirías tu obra? ¿Es una guía de sexualidad o un conjunto de historias sorprendentes y conmovedoras?

Definirlo una guía sería demasiado. Pero trato suficientes aspectos médicos para que el lector pueda decir, una vez acabado, que ha aprendido algo nuevo sobre el mundo de la sexualidad. De todas formas, quizás, la definición más fiel sería una colección de historias de mujeres y hombres normales, que viven eventos más o menos normales y que me han enseñado que todos, al final, somos nada menos que extraordinarios.

4.¿Qué hace de esta una obra única?

Es, fuera de duda, que el mundo de las relaciones es el que más nos influencia a diario. Las mujeres y los hombres protagonistas de las historias, vivieron momentos de dificultad, tomaron decisiones y tiraron adelante. Este libro representa sus herencia emocional.

Estas personas tocaron tanto mi intimidad y dejaron huellas tan profundas, que me marcaron de por vida. Todos me dieron perspectivas nuevas con las que observar el mundo de la sexualidad y las relaciones en general.

5.¿Qué te gustaría conseguir en el lector?

Que mientras pasa de página en página no olvide que los personajes están realmente allí fuera viviendo sus vidas al igual que él. Que logre identificarse con esta gente y sentir lo que sentí yo al conocerla.

6.¿Es el sexo una de las cosas más importantes de la vida y poca gente lo sabe?

No, el sexo es una de las cosas más importantes de la vida y todo el mundo lo sabe. El problema es que está cargado de tantos, demasiados, aspectos culturales que a menudo deja de ser lo que es realmente: una forma de conexión entre personas.

7.¿Por qué sigue habiendo tanto tabú alrededor de la sexualidad?

Porque hombres y mujeres que viven libremente su sexualidad son hombres y mujeres que viven libremente sus vidas. Las estructuras sociales en las que vivimos no promueven la libertad individual y los derechos naturales. La misión de este libro, si así se puede decir, es ayudar el lector a conocerse y respetarse a sí mismo por quien que es en el ámbito sexual. Este es el primer paso para aprender a respetarse globalmente y mutuamente. En el epílogo del libro, este tema lo dejo bien claro: aprender a no querer controlar nuestra naturaleza es la clave para aprender a aceptarse y quererse.

8.¿Cómo recomendarías tu libro a alguien? 

Le retaría a encontrar un solo personaje al que no le quisiera dar un abrazo y decirle «te entiendo». Todos los personajes tienen algo que nos hace sentir cerca, similares. Y se lo recomendaría porque, si bien con un estilo fácil y simple, se tratan temas de medicina de alto nivel. Creo que entender los mecanismos básicos que gobiernan nuestros cuerpo y, por lo tanto, nuestras vidas, podrá ser, sin duda, de ayuda al lector.

9.¿Qué aspectos crees que podrían enganchar al lector? 

Son historias breves y el ritmo casi nunca es lento. Sobre todo a partir de la mitad creo que es un libro que se lee de un tirón. Además, tiene un estilo alegre que refleja plenamente mi carácter.

10.¿Cómo compaginas tus consultas de sexología y la escritura?  

¡Muy mal! Razón por la cual el libro ha tardado unos 5 años en salir a la luz. Ahora intento tomar nota entre paciente y paciente de algo que puede haber llamado mi atención y en mi tiempo libre sigo escribiendo sus historias. No descarto poder dedicarme nuevamente a otro proyecto muy pronto.

11.¿Alguna anécdota a resaltar relacionada con el proceso creativo de Diario de un sexólogo?

Volví a encontrarme al personaje Mr. Pfannestiel del capitulo 7 en el aeropuerto de Roma y nos hemos hecho amigos. Su historia es seguramente la historia de miles de hombre que son padres por la primera vez, y tenerlo en mi entorno ha sido un gran regalo que ha venido con la creación del Diario de un sexologo.

12.¿Cómo valoras el proceso de edición?

Ha sido fácil. Me acercaba con varios miedos y mucha incertidumbre, y todo el sistema ha sido claro desde el principio hasta a la publicación. Totalmente recomendado.

13. Termina la fase: Caligrama es…

La mejor comadrona para el escritor primerizo.

Preguntas ráfaga 

EL ÚLTIMO LIBRO QUE TE HA GUSTADO: El retorno de los brujos de Pauwels y Bergier.

UN LIBRO QUE QUIERAS LEER: Terra de Eloy Moreno. 

UNA CANCIÓN COMO BANDA SONORA DE TU OBRA: Underpressure queen.

UN AUTOR PREFERIDO: Hemingway.

UNA AUTORA PREFERIDA: Emily Bronte.

UNA FRASE DE DIARIO DE UN SEXÓLOGO: «No querer controlar a nuestras parejas es la clave para seguir mirándolas con entusiasmo».

Deja una respuesta