ENTREVISTA A EMIL. B. D. MIL

1.¿De qué trata Los hijos de Gaia?

Es un relato de ciencia ficción donde se entabla una guerra entre la naturaleza y sus depredadores;  pero desde una óptica futurista con diferentes especies, entre las que se halla el hombre-mujer, auténtico bastión y artífice de la destrucción del planeta.

2.Desglósanos un poco su composición: capítulos, temática, desarrollo…

Trata de ir adentrándonos en un mundo imaginario para lo cual se divide el libro en tres partes encabezadas todas ellas por una eiségesis de los libros sagrados imperantes en la actualidad: el Neo Testamentum frente al Vitae Expectationem. La presentación de los personajes, el desarrollo de la trama y el desenlace final están encadenados haciendo que el lector pueda fácilmente disfrutar de la lectura.

3¿Cómo surge la idea de este libro?

La idea surge a partir de la necesidad de entablar una crítica social sobre la manipulación con que las diferentes religiones saturan la mente de los individuos, corrompiendo su alma y convirtiéndolos en meros asesinos de ideas. El hombre-mujer necesita liberarse de tantas mentiras pero estas están tan arraigadas en lo más profundo de su mente que prefiere sucumbir antes que ser feliz. Trato de ser la chispa que encienda la revolución, no la revolución en sí misma.

4.¿En qué te inspiras?

Me inspiro en la lucha que el pensamiento único tiene contra quienes piensan diferente y no aceptan los cánones establecidos y obligados por la ley de Dios. Lucho contra esos seres de ficción, como son todos y cada uno de los dioses, sin excepción, que nos obligan a comulgar con unas ideas preconcebidas y ancestrales. Admiro a esas personas que han dado su vida por salvar la nuestra de ahí que mi relato comience con unos agradecimientos muy especiales.

5.Háblanos brevemente de los personajes.

Hay una diversidad de personajes pero todos estarían englobados entre los que realizan el bien, creaciones de Gaia, y los que perviven dentro del mal, aunque hay una línea muy fina entre el bien y mal. Por un lado están los hijos de Gaia, con su doble vertiente, la humana y la no humana; por otro, están los seguidores de Aged, el “destructor de la Vida”.

6.¿Qué has querido trasmitir con tu libro?

Que el ser humano está destruyendo el planeta sin que nadie parezca darse cuenta de ello y que cuando haya concluido su obra ya no habrá marcha atrás y entonces lloraremos por un pasado que nunca volverá.

7.¿Qué quieres lograr en el lector que se adentre en la obra?

El amor por la naturaleza y el respeto a todos los seres que nos rodean.

8.¿Qué ha sido lo más complicado a lo que te has tenido que enfrentar al escribir esta novela?

Dar coherencia al relato donde existen unos seres similares a los humanos, pero con unos poderes asombrosos que, sin embargo, lo emplean para hacer el mal. Es difícil transformar el mal sin caer en él, sin ser abrazado por sus garras y espero haberlo conseguido sin caer en la cursilería.

9.¿De qué aspecto estás más satisfecho con Los hijos de Gaia?

De haber conseguido que el lector desee pasar a la siguiente página, y de tratar de explicar que la maldad no es eterna. No se nace siendo malo y se puede ser reconducido. Más aún, debe ser reconducido. El problema vuelve a ser el mismo de siempre: ¿quién tiene la autoridad moral para decir qué es el bien y qué es el mal?

10.¿Qué o quién te llevó a querer escribir?

La miseria del alma humana. Esas imágenes de catástrofes creadas por el ser humano. El dolor real, no de ficción, que esos pueblos indígenas sufren cuando la “civilización” arrasa sus vidas destruyendo sus poblados, sus ideales, asesinando a sus seres queridos ante los aplausos de las masas aborregadas que solo ven el beneficio económico; la hipocresía del hombre-mujer. Seguro que a los lectores se les ocurrirá una infinidad de casos.

11.¿Por qué escribes?

Me siento feliz al tratar de expresar mis sentimientos mediante las palabras, a veces lo consigues, otras fracasas, pero de todos estos momentos se aprende y se disfruta.

12.¿Cuál es tu método de escritura?

Primero, dejo volar la imaginación escribiendo todo lo que se pasa por mi cabeza, sin ningún tipo de censura, para luego ir incorporando detalles y dotando a los personajes de su propia identidad. Es en ese momento cuando busco impresionar y enganchar al lector pero descubro que ya no soy yo quien está escribiendo sino que son los propios personajes quienes me dicen que tengo que plasmar en el papel, son ellos quienes me guían. Esto se lo había oído decir en más de una ocasión a ciertos autores y no lo entendía, y mucho menos lo creía, pero es inevitablemente cierto.

13.¿Qué consejo le darías a los que empiezan a escribir una obra?

El más simple que se puede dar: hazlo y busca solamente agradarte a ti mismo.

14.¿Cómo valoras el proceso de autoedición?

Para quienes escribimos nuestro primer relato, es la única opción. Navegamos en un mundo de tiburones y somos una débil sardinilla, nuestro primordial objetivo es sobrevivir en este océano y poder llegar a mañana y con suerte ver publicada nuestra obra.

15.Termina la frase: Caligrama es…

Una empresa seria. Hay mucho intrusismo, mucho devorador de ilusiones. Gracias por no ser así.

Preguntas ráfaga

EL LIBRO QUE SIEMPRE TE ACOMPAÑA: La fundación (Los siete libros).

LA MEJOR HORA DEL DÍA PARA ESCRIBIR: si estoy en plena naturaleza, desde que me levanto hasta que me acuesto. Si estoy en la ciudad, a primera hora de la mañana mi mente viaja más rápido y empleo las tardes para la corrección.

UN AUTOR PARA SEGUIR: Isaac Asimov.

UNA AUTORA: Isabel Allende.

UN PAISAJE INSPIRADOR: cualquier paisaje fuera del cemento, de las urbes, es inspirador. Cualquier ráfaga de aire lejos de la contaminación de las ciudades, es inspiradora. Cualquier noche oscurecida por la ausencia de luz artificial, es inspiradora.

Deja un comentario

Cerrar menú
×
×

Carrito